20 películas veraniegas

Una lista “fresquita”, va. Una de es que suelen hacer en programas o revistas de cine cuando el calor reblandece la originalidad. No sé si será un recuento muy diferente al que podría encontrarse en cualquier otra parte, pero sí estoy seguro de que son mis pelis veraniegas favoritas. Films sobre la dictadura de las altas temperaturas, el dolce far niente vacacional y otras circunstancias que rodean junio, julio y agosto. Mañana, canciones (también llena de obviedades, como ésta).


1. Une partie de campagne
Como en la casa de “Gran hermano”, en verano todo se vive más intensamente. Este exquisito mediometraje sigue siendo la vez que Jean Renoir más se acercó a su padre Auguste. También la inconmensurable “El río” tiene lugar en verano, aunque como sucede en la India el clima me despista más.


2. Un tranvía llamado deseo
Quizá en Nueva Orleans hace también calorazo todo el año. Pero algo de Tennessee Williams tenía que salir. Mi adaptación favorita sigue siendo ésta de Kazan. La camiseta de tirantes, los malos humos, las cabezas a pájaros… en el Sur todo hierve.


3. Un verano con Monika
Aaaay, Harriet Andersson. ¿Erotismo frío? ¿Erotismo inocente? ¿Erotismo? Hermosa película sobre como los sentimientos que en verano están en flor se marchitan y estropean con la vulgaridad del resto de estaciones.


4. La ventana indiscreta
No podría identificarme más con James Stewart. No por voyeur, que quizá también, ni por la pata chula, sino por los sudores que perlan su frente. La sauna en casa y las cosas raras que ocurren en esa pantalla natural que es una ventana.


5. Locuras de verano
Lady of a certain age, que diría Neil Hannon, huye de sí misma y de su vida en vía muerta a una Venecia de un romanticismo decadente. ¿Un Lean menor? Ni hablar: un Lean exacto.


6. Las vacaciones del señor Hulot
Sí algún día voy a Nantes, ya os puedo asegurar que yo también me haré la foto de turista tópico oteando la playa junto a Hulot. Un Tati a programar en doble sesión junto a “Novio a la vista” de Berlanga. Al Tricicle casi no les gusta esta peli, no.


7. La aventura
Llega la pausa estival, cambias de contexto, y tu vida empieza a parecerte extraña, empieza a no gustarte. Se te cae encima todo. El peso del ferragosto y el peso de tu existencia. El vacío a 38º.


8. No hagan olas
Aaaaay, Sharon Tate. Alexander MacKendrick odiaba este film. Alguna intrahistoria debía avinagrar su recuerdo, porque esta comedía tan Howard Hawks, tan Frank Tashlin, a mí me sigue pareciendo maravillosa. Y encima salen The Byrds tocando en una fiesta en una terraza.


9. Endless summer
Extraordinario documental sobre el surf de Bruce Brown. La manera en la que combina canciones que cabalgan la ola con las imágenes de los jinetes de la tabla no la superarían ni todos los reportajes de extreme sports del mundo. Classy.


10. Celine y Julie van en barco
Hay muchos Rivette que pasan en verano: “La bella mentirosa”, “Alto, bajo, frágil” o “El último verano”. Pero ésta tiene ese punto de alucinación, imprevisto y aventura sólo posible durante el tiempo vacacional.


11. Tiburón
El mejor Spielberg. El que nos metió el miedo a los grandes espacios abiertos y el sol vertical, dos condiciones en las que en principio no cabe el terror. Ciudades de vacaciones amenazadas por los tiburones del ladrillo… y también por el pez, claro.


12. Stand by me
De las pocas pelis-fetiche de cine infantil juvenil de los 80 que todavía valoro positivamente de adulto (“Gremlins”, “Cristal oscuro”, “El secreto de la pirámide”, “Regreso al futuro” serían otras que también salvo de la quema nostálgica). Un relato de Stephen King que encuentra lo macabro en los días de luz.


13. Haz lo que debas
El día más caluroso en Brooklyn. La obra maestra todavía no superada por Spike Lee. Como en “La ventana indiscreta”, cuando aprieta el termómetro la gente tiende a los comportamientos impredecibles cuando no peligrosos (ver también “Tarde de perros” o ”Un día de furia”). Se van las pinzas. Fight the power!


14. Cuento de verano
Rohmer y el verano. “La coleccionista”, “La rodilla de Clara”, “Pauline en la playa” y los flirteos pusilánimes de un ligón de playa indie en la Bretaña (indie, de indeciso, en este caso). Gran arranque sin palabras sobre la rutina de los días sin rutina.


15. Pleno verano
Aunque los films de Apichatpong (“Blissfully yours”, especialmente) podrían haberse colado en esta lista, este título de Tran Anh Hung incluye esos despertares perezosos al son de la Velvet, Arab Strap o The Married Monk que tanto embellecen la modorra de estío.


El verano de Kikujiro
16. Un Kitano que parece un anime. Tiene ese sentido del humor tan japonés que aquí nos parece tan peculiar. Las escenas de playa son la risa, sea por distancia cultural, sea por una sensibilidad cómica casi chaplinesca.


17. Las horas del verano
La de días que me pasaría en el caserón de campo ése que sale aquí. El tiempo como una coordenada relativa que se dilata y colorea disparando los niveles de serotonina. Cuando Assayas se pone clásico es tan bueno como cuando se salta los cánones.


18. Adventureland
Curro de verano. Vaya mierda. Todos los pringaos que no tienen donde ir de vacaciones coinciden en echar su CV a la bolsa de trabajo de un mismo parque de atracciones. ¿La obra más conseguida del clan Apatow?


19. Aquel querido mes de agosto
La mejor película que he visto este año es “Tabú”, que no sé ni si la estrenaran algún día. Pero en el anterior film de Miguel Gomes ya había talento a manta. Un ejercicio narrativo muy complejo que no lo parece en ningún caso. De hecho, el film se disfruta con la misma ligereza y ausencia de dolores de cabeza que unas fiestas de pueblo.


20. Verano
Cine de texturas, de sensaciones, de detalles. El chileno José Luis Torres Leiva mantiene su película suspendida en el aire. Y no se cae. Es verano en todos sus fotogramas: en las labores rutinarias, en las excepciones a esa rutina, en el tálamo, a la sombra de un pinar. Pronto, en las gandules del CCCB.

Acerca de ponkipons

No me gusta escribir gratis, pero mira...
Esta entrada fue publicada en Listitis y etiquetada , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

Una respuesta a 20 películas veraniegas

  1. Pingback: 20 películas veraniegas más | Las cosas que me importan (y las que no)

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s